miércoles , diciembre 2 2020
Home / IA / Arque, la cola robótica para mantener el equilibrio en situaciones imposibles

Arque, la cola robótica para mantener el equilibrio en situaciones imposibles

Tiempo de lectura: 2 minutos
  • El aparato fue diseñado por un equipo japonés, que recuerda estéticamente a la cola de un caballito de mar, pero funciona exactamente igual que el apéndice de la mayoría de los mamíferos: las vértebras mueven el centro de gravedad y los músculos artificiales dan a la estructura un empuje que equilibra los movimientos del usuario.

Han pasado cerca de 30 millones de años desde que las especies animales de las que descendemos han perdido sus colas, pero no es seguro que en algunas situaciones hoy en día el apéndice perdido no pueda ser útil. Con esto en mente, un grupo de creativos y artistas japoneses de la Keio University Graduate School of Media Design han creado una verdadera cola artificial imaginada para ser utilizada por el hombre y ayudarle a mantener su equilibrio en situaciones particulares, como cargar pesas y realizar movimientos que de otra manera serían imposibles. El proyecto se llama Arque y fue anunciado en la conferencia Siggraph 2019.

Arque: cómo funciona

El dispositivo recuerda estéticamente a la cola de un caballito de mar, en la que se inspira estéticamente el proyecto; se fija al cuerpo a través de una serie de correas ajustables atadas a la cintura y a los hombros y está compuesto por varias vértebras, unidas por una estructura flexible y movidas por cuatro músculos neumáticos. Las vértebras albergan alojamientos que pueden ser cargados con pesos de 24 a 184 gramos cada uno, mientras que los músculos que entran en funcionamiento ejercen un empuje en ocho direcciones diferentes.

El movimiento garantizado por los músculos artificiales, combinado con el peso de Arque, desplaza dinámicamente el centro de gravedad del usuario respondiendo automáticamente a los estímulos comunicados al sistema por una serie de acelerómetros. El proceso cambia el equilibrio del usuario, ayudándole a permanecer de pie incluso en situaciones en las que normalmente estarían desequilibrados.

Los creadores pretenden que un accesorio similar pueda ser utilizado para ayudar a quienes lo utilizan, pero también para obstaculizar deliberadamente sus movimientos, por ejemplo, dentro de un videojuego. El único problema es que en este momento el aparato es poco más que un prototipo: para convertirlo en una realidad comercial será necesario, en primer lugar, encontrar la forma de hacerlo funcionar con un sistema de alimentación autónomo, pero sobre todo interceptar el interés de los clientes que quieran comprarlo para empezar a pensar en una producción en serie.

Acerca: Joc Solano

Joc Solano
Apasionada por el mundo tecnológico, especialista en biotecnología y ciencias de la computación.

Quizás te interese

Propuesta para regular el outsourcing es perjudicial: Salinas Pliego

Tiempo de lectura: 2 minutos El presidente de Grupo Salinas, Ricardo Salinas Pliego, consideró que la nueva propuesta de ley para …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *